domingo, 29 de mayo de 2016

No merece la pena


La vida es injusta. El fútbol, como un reflejo de ésta, también lo es. Los ricos y los poderosos siempre se las ingeniarán para seguir en su lugar de privilegio y la clase media se tendrá que conformar con las migajas y con la ilusión del cambio que nunca llega. El trabajo y el esfuerzo no tienen recompensa en un sistema donde los de arriba juegan siempre con las cartas marcadas y la suerte de cara. Es todo una gran broma. Nada va a cambiar. Jamás.





Como mi amor por el Atleti. Por siempre.


PD 1: Antes éramos un Pupas low-cost (sufrir por bajar a segunda) y ahora somos un Pupas deluxe (sufrir por no ganar la Champions), algo hemos avanzado.

PD 2: Por cierto. Este texto lo escribí en febrero de 2012:


2018. Dos años. No queda tanto.

2 comentarios :

  1. Anónimo1:28 p. m.

    Considero erróneo identificar con la clase media a la veintena de millonarios que conforma la plantilla del Atlético. A esos ídolos nosotros no le importamos lo más mínimo. Ni un segundo de sufrimiento deberíamos padecer por ellos.
    W .

    ResponderEliminar
  2. W. ha hablado sabiamente, loado sea W.

    ResponderEliminar

 
input.btnocultar { background:#586064 url('http://tudireccionporfavor.com/codigo.png') no-repeat 2px; color: #0099CC; font-size: 13px; font-weight:bold; padding-left: 15px; margin-bottom: 10px; }