lunes, 16 de mayo de 2011

Oye, un abrizo



Gracias, Quique. Porque gracias a ti volvimos a sentir la alegría de ganar no ya un título, sino dos, cuando ya parecía poco más que una quimera por estos lares. Porque con tu buen hacer llegamos a convertirnos en, oficialmente y mal que le pese a Florentino, el mejor equipo de Europa en 2010. Porque creíste en la cantera y confiaste en jóvenes como De Gea, Domínguez o Koke que en el futuro seguramente serán estrellas rojiblancas. Porque contigo Reyes y Perea volvieron a ser futbolistas. Porque, pese a algunas decisiones discutibles, te hiciste con las riendas de una plantilla medianita que iba a la deriva y la convertiste en un bloque bien armado y más o menos respetado (al menos, dentro de lo que Madrid y Barça permiten en estos momentos). Por todo eso y por lo buen tío que se te ve los atléticos te deseamos lo mejor a partir de ahora, y te decimos que ésta (bueno, quien dice el Calderón dice La Peineta) siempre será tu casa.

Y gracias, Diego. Porque aunque ayer no te dejaran despedirte de una afición que ha pasado de adorarte a odiarte en apenas 12 meses, te merecías tanto como Quique ese último reconocimiento en el Calderón. Porque, aunque esta temporada hayas sido una sombra del jugador que fuiste, fueron tus goles los que nos dieron la Europa League y siempre te estaré agradecido por ello. Porque fuiste eres el Uruguayo, el orgullo de los atléticos cuando dentro de unos años olvidemos tus malos gestos con la afición y recordemos, hecho indiscutible, que tuvimos en nuestras filas al Balón de Oro del Mundial 2010 y un doble Bota de Oro europeo. Porque hiciste mejor al Kun Agüero y creaste con él una dupla de ataque envidiada en toda Europa. Porque me inspiraste (no demasiado, pero lo hiciste) para querer tener unos abdominales perfectos. Porque has sido uno de los mejores delanteros de la historia del atleti y conseguiste hacernos olvidar a Fernando Torres. No me atrevo a hablar en nombre de todos los atléticos viendo el panorama y cómo te pitaron ayer, así que lo haré en el mío propio: te deseo lo mejor a partir de ahora, Cacha, y que te vaya bonito te vayas al Besiktas, al Tottenham, a casa de tu novia a darle lo suyo o a donde sea.

Quique Sánchez Flores y Diego Forlán, dos iconos de la historia reciente del Atlético de Madrid que nunca pudieron hacer migas y que ayer se despidieron de manera muy diferente del Vicente Calderón. Qué bonito habría sido todo si ambos se hubiesen dejado de tonterías y hubiesen remado siempre del mismo lado.

PD 1: 25.000 personas en Madrid, entre ellas un servidor, y miles más en el resto de España protestando contra los excesos del capitalismo salvaje, la frustración que provoca nuestro sistema bipartidista PPSOE y las injusticias cometidas impunemente por los lobbys económicos que, pase lo que pase, siempre salen ganando a costa de los más bajos del escalafón. Que no os manipulen, lo de ayer no fueron "cuatro comunistas exaltados" como dicen los intereconómicos: fue el grito rabioso de toda una generación que ya no tiene nada que perder y que se ha hartado de que se rían de ellos en su puta cara y encima les pidan su voto cada cuatro años o su dinero a cambio de una bonita tostadora. Quién sabe, ayer a lo mejor conseguimos iniciar algo que de verdad consiga cambiar las cosas.


Hasta los cojones ya

PD 2: ese Málaga salvado, tóooooo wapo.

2 comentarios :

  1. Joe Al.. Por un momento, me he sentido tan del altletico como tú.. auqnue sabes que mi corazóncito es un poco rojo y blanco tb... jja.

    Y si si siiii el Málaga se queda en primera.... BIEN!!!!

    Besos Al.

    Estoy planteándome el abono en la ROsaleda para éste año que viene... jajjaa.

    ResponderEliminar
  2. Anónimo9:52 a. m.

    Os cibermataré.

    W.

    ResponderEliminar

 
input.btnocultar { background:#586064 url('http://tudireccionporfavor.com/codigo.png') no-repeat 2px; color: #0099CC; font-size: 13px; font-weight:bold; padding-left: 15px; margin-bottom: 10px; }