viernes, 17 de diciembre de 2010

Scream for me, Getafe!!!

Si las navidades pasadas me trajeron la noticia del regreso a la WWE de Bret "Hitman" Hart, éstas me han traído otro regalo no menos ilusionante, uno que llevaba 4 años esperando y que se hizo oficial ayer:

¡IRON MAIDEN VUELVEN A MADRID!

La de La Doncella de Hierro es la primera actuación confirmada del Sonisphere 2011 de Getafe (junto a la de Dave Mustaine, que aún a día de hoy sigue tocando en el Escenario 2) y obvia decir que no me pienso perder tan magnánima cita, más aún si se trata del que probablemente sea el último concierto que ofrezca Iron Maiden en Madrid antes de su rumoreada próxima retirada (primero lo anunciaron Scorpions y recientemente Judas Priest, parece sólo cuestión de tiempo). Por si el regreso de System of a down no era ya suficiente para ir abriendo boca para la próxima temporada festivalera.


Sinceramente, hubiera preferido un concierto en un gran estadio o pabellón (el Palacio de los Deportes habría sido el recinto ideal) ya que el único concierto de Iron Maiden al que he podido asistir (Jerez, 2003) dejó bastante que desear en cuanto a la ubicación y la infraestructura (¡el escenario no tenía ni una triste lona que tapara el fondo!) pero la idea de ver a los Irons como cabezas de cartel de un gran festival jevilón ya es suficiente para hacer que se me caiga la babilla de la emoción. Probablemente le darán mucha cancha a su último (y algo flojeras, para mi gusto) disco The final frontier pero, puestos a imaginar... ¿por qué no soñar con un setlist como éste?
  1. Churchill's speech - The wicker man
  2. The trooper
  3. Infinite dreams
  4. Where eagles dare
  5. The reincarnation of Benjamin Breeg
  6. Alexander the great
  7. Can I play with madness
  8. Revelations
  9. Brave new world
  10. Blood brothers
  11. Phantom of the opera
  12. Wasted years
  13. Mother Russia
  14. Powerslave
  15. The number of the beast
  16. Fear of the dark
  17. Iron Maiden
  18. Journeyman
  19. Flight of icarus
  20. Run to the hills
Sea un setlist mínimamente parecido a éste mío ideal o uno en el que toquen íntegra y consecutivamente su último disco (cagada que ya hicieron en 2006), el resultado será el mismo: mi completa y absoluta felicidad en un mar de codazos, litronas, melenas greñosas y locura generalizada (si ese día vamos juntos otra vez al concierto, Vic, por tu propia seguridad te recomendaría que te alejases de mí). Bruce Dickinson haciendo una y otra vez los 50 metros lisos sobre el escenario, Steve Harris ametrallándonos a todos con su bajo, Nicko McBrain volviéndose loco en la batería, los tres guitarras compitiendo entre ellos por ver cuál es el más virtuoso o Eddie haciendo su gigantesca aparición en el clímax de la noche: todo eso forma ya parte fundamental de la historia del heavy metal en particular y de la música, en general. Un concierto de Iron Maiden es algo que toda persona debería vivir, al menos, una vez en la vida.


Si es que son mú majos pese a sus pintas

PD: los WInkyleaks empiezan a tener consecuencias: anoche recibí constantes llamadas al móvil y mensajes injuriosos a altas horas de la madrugada. No conseguirá amedrentarme, señor W.

4 comentarios :

  1. Anónimo11:01 p. m.

    Y yo que me alegro por ti, la verdad. Me recuerda a cuando me enteré, de casualidad, que venía Rammstein, con lo hipermegaflan-groupie que soy, pegué un grito.
    Ash, la vida da tantas hostias que no siento la cara, pero los conciertos de nuestros grupos son casi el salvavidas para seguir adelante con una sonrisa que perdura después de la actuación.
    Soy Denisse, la señorita de carretera comarcal. XDDDDD

    ResponderEliminar
  2. Jaja, que conste que yo no puse "me gusta", pero gracias por la aclaración :P

    ResponderEliminar
  3. Anónimo11:43 a. m.

    http://www.youtube.com/watch?v=5AhilpK3spI&feature=recentf

    ResponderEliminar
  4. Anónimo6:10 p. m.

    Acabaré contigo.
    W.

    ResponderEliminar

 
input.btnocultar { background:#586064 url('http://tudireccionporfavor.com/codigo.png') no-repeat 2px; color: #0099CC; font-size: 13px; font-weight:bold; padding-left: 15px; margin-bottom: 10px; }