domingo, 4 de julio de 2010

Guay del Paraguay



Y es que, hasta anoche, no recordaba (si es que lo había hecho alguna vez) qué se sentía al llorar de alegría. Estamos haciendo historia, señoras y señores.

2 comentarios :

  1. Anónimo5:25 p. m.

    dejate las resacas y currate mas los post..

    ResponderEliminar
  2. MariaJo5:27 p. m.

    Si si.. yo te vi llorar!

    ResponderEliminar

 
input.btnocultar { background:#586064 url('http://tudireccionporfavor.com/codigo.png') no-repeat 2px; color: #0099CC; font-size: 13px; font-weight:bold; padding-left: 15px; margin-bottom: 10px; }