domingo, 5 de agosto de 2018

The Mierdend

12 años y 1.662 posts después de la primera entrada del Mierdiario... aquí llega la última. Llevaba ya tiempo pensando en cerrar el blog y, sobre todo, en la mejor manera de hacerlo (ya sabéis, me gusta la teatralidad más que a Neymar) y creo que no hay más simbólica manera de cerrar el círculo que publicando, así sin avisar, el último post el mismo día que el primero y así dejar un poco descolocado al personal.

En cuanto a los motivos, pues los hay para todos los gustos: desgaste de ideas y falta de tiempo para postear en condiciones y no repetirme (fijaos cómo desde que hace 3 años conseguí el trabajo en el que sigo actualmente, el número de posts ha ido descendiendo año tras año), la feroz competencia de la inmediatez de twitter (la de veces que me habré cabreado viendo cómo una noticia bomba sucedía por la mañana, se me ocurría un chiste absolutamente maravilloso que 
sería la repolla y que haría en mi casa en cuanto saliese del curro y, a los 5 minutos, ya me encontraba ese chiste en twitter... y con cientos de retuits ¬¬), la deriva estúpida, tóxica e inquisitorial que han tomado en los últimos años la sociedad en general y las redes sociales en particular (en donde cualquier gilipollas que se sienta ofendido por algo que hayas escrito puede convertirte en un apestado social, hacer que te despidan de tu trabajo o incluso, en casos extremos, meterte en la cárcel) y de la cual no me apetece seguir formando parte, la incongruencia que siempre me ha supuesto mi eterno odio al ego desmedido de tuitstars, influencers y demás fauna y el hecho de que, en realidad, yo con mi blog lleve 12 años tratando de ser, en esencia, uno de ellos o, principalmente, la indefinición que siempre he tenido respecto al leit motiv de este blog, el cual nunca he tenido del todo claro si quería que fuera un diario abierto para contarle mi vida a mi círculo de amigos y conocidos de una forma amena, o que fuera mi propio medio de comunicación para casí combatir la frustración de no haber podido triunfar en el periodismo y poder compartir mis pensamientos, mi arte y mis chorradas en general con el mundo (cuando la realidad es que ni mi vida privada ni mis opiniones le importan una mierda a nadie). En cualquier caso, siempre lo he dicho: el feedback era para mí la gasolina de este blog, la razón principal por la que lo puse en marcha en su día, y eso es algo que nunca, más allá de los fieles que siempre han estado ahí y nunca me han fallado, he sentido que lo he tenido (o, al menos, al nivel que me hubiera gustado). Sentir que estás dedicando tu tiempo, tu ilusión y tu esfuerzo en contarle cosas a la pared pues, bueno, no es una sensación muy reconfortante.

Porque, más allá de los motivos que me empujen a dejarlo, estos 12 años de Mierdiario me han dado momentos que me llevaré conmigo para siempre: las colaboraciones y piques con mi constante La Rizos (feliz duodécimo cumpleaños a ti también); los Pollas Rumble que tanto tiempo me costaba escribir y que tanto orgullo me provocaba leer; los posts ilegibles de mi becario Kevin Carmona; mi querida mascota a la par que colega Morcillito (donde yo vaya, tú te vienes conmigo) y mis personajes de cabecera como Racióndepatatasman, Polloman, El Toro Contradictorio o Mierdiario-Man (pobre Paradas Romero, aún le quieren linchar por mi culpa); mis campañas difamatorias contra Mourinho, Eduardo Inda, MarhuendaSergio RamosAnselmo; mis zascas a todo el espectro político: a Zapateroa Rajoy y a Pedro Sánchez, a la Casa Real y a Podemos, a la patronal y a los sindicatos, a Bush, a Obama y a Trump, a la Merkel, a Espe, a Irene Montero, a la Oña y a Carmena (menos, pero algo también), a Messi y a Cristiano, a la Gaceta y a eldiario.es (Barbijaputa, Antonio Maestre, Moha Gerehou... un besi para todxs), a los que criticaban al 15-M primero y al propio 15-M después, a los españolazos y a los independentistas o a la iglesia de derechas y a la iglesia de izquierdas (a lo largo de mi vida creo que me han llamado tantas veces comunista como facha); la felicitación del Rey en el post 500, la visita del Albret del futuro al Albret del pasado en el post 1.000 o la broma que os gasté poniendo una ecografía de mi supuesto hijo en el post 1.500; posts exitosos como Bloqueo creativo, la Isla de OTBanderas de nuestros hijos, Més que un clon, El doctor Marhuenstein, las crónicas del Mundial de Sudáfrica, el villancico cantado a dúo por Raphael y el Peíto, el videoclip del Gato Arrestinoso, la Jornada Mundial de Jacob, el niño loco alemán del Atleti, el Albrexit, el Museo del Odiocuando pedí que os hiciérais socios de Acnurel Sgt. Peperos, mi crónica del Mad Cool 2017, el del 1-0 en CataluñaJuego de espetos (que le gustó al mismísimo Antonio de la Torre); mis listas de canciones favoritas, de combates de wrestling favoritos, de películas favoritas y de famosas favoritas (que dejé de hacer, evidentemente, el momento en que me eché novia); mi continua turra alabando a NIN y a Iron Maiden (no me cansaré de decirlo: DE TODOS LOS DÍAS QUE TIENE EL AÑO TIENEN QUE TOCAR EN MADRID EL MISMO PUTO DÍA); mi machacón proselitismo cholista y torrista, el cual sigo y seguiré ejerciendo en mi día a día; mi apasionamiento seriéfilo con Perdidos primero y con Juego de tronos después; los memes que orgulloso me publicaron El jueves y forocoches; posts tan personales como la entrevista a mi madre, los recuerdos de mi padre, el fallecimiento de un amigo o los nacimientos de mis sobrinos (tanto propios como ajenos) y posts tan emocionantes como cuando ganamos el mundial, cuando fiché por el diario As o cuando me fui a vivir a Madrid, al principio con Luis Fabiano y Kanouté y más recientemente con La Asturiana; las porras de mundiales y eurocopas que organizaba con mi hermano y en las que aprovechaba para hacer miserablemente spam de este blog; o los posts especiales que hacía cada año con motivo del cumpleaños del blog como aquellos videoclips del Time flies de Porcupine Tree o el Time de David Bowie y que tanto me siguen emocionando y enorgulleciendo a día de hoy.

¿Y ahora qué, diréis? Pues, por lo pronto, deciros que el hecho de que cierre el Mierdiario no significa necesariamente
, igual que sucedía en la peli Chappie (uy, spoiler), que la esencia de éste muera, sino que tal vez podría seguir viviendo en otro cuerpo. Y es que quizás un blog no era ya el vehículo adecuado para seguir expresando mis ideas, mis emociones y mis chorradas... pero quizás algo más inmediato, más sencillo de usar y con otro tipo de difusión como INSTAGRAM sí que lo sea (teniendo en cuenta que 9 de cada 10 posts suelen ser memes sin apenas texto), así que vamos a probar una cosa a ver qué os parece: hoy, 5 de agosto de 2018, damos por cerrado el blog El Mierdiario de Albret... y por inaugurado el instagram MDMA, uséase, el Museo Del Mierdiario de Albret (buscadlo por elmierdiario), un perfil donde iré subiendo esporádicamente algunos de los memes que se han ido publicando en estos 12 años de vida del blog para darles una segunda vida... y, también, publicando chorradas nuevas cada vez que me vaya apeteciendo. Y es que compartir mis cosas con el mundo es una cosa que me gusta demasiado como para dejar de hacerla así de repente ;)

Así que, pese a que no descarto que en cuanto me echen del curro (que pasará) vuelva a tener tiempo libre y reinaugure este blog por sorpresa (asín soy yo), con este anuncio damos oficialmente por cerrado el Mierdiario. No sé si en todos los casos ha sido mutuo pero he de decir que me lo he pasado GENIAL en estos 12 años de posts, de fotomontajes, de denuncias, de miserias y de alegrías, y que sin vosotros ahí al lado acompañándome (unos más que otros, también hay que decirlo) nada hubiera tenido sentido. Espero que también me acompañéis en esta nueva aventura, a ver qué tal sale. Un saludo y mucha mierda para todos. :*


viernes, 3 de agosto de 2018

Why so series?

Esta noche, si nada raro pasa, me terminaré la segunda temporada de GLOW (buenísima y no sólo porque la trama gire en torno a la lucha libre, que también) y, como cada vez que me termino una serie, en mi cabeza surge la siguiente pregunta: ¿Y AHORA QUÉ COÑO VEO? Y ante esa duda tan inocente ante una no tan inocente necesidad, una vez que me puse a darle a la cabeza para elegir entre el amplísimo catálogo de oferta audiovisual actual, caí en una terrible cuenta que me obligó moralmente a hacer este post de denuncia social/abuelo que le grita a una nube: PROBABLEMENTE NO TENDRÉ TIEMPO EN TODA MI VIDA PARA VERME TODAS LAS SERIES QUE TENGO E IRÉ TENIENDO PENDIENTES, Y ESO ME TOCA CONSIDERABLEMENTE LOS COJONES. No es la edad de oro de las series, es una puta burbuja que tarde o temprano acabará explotando y que premia la cantidad sobre la calidad convirtiendo a los aficionados en yonkis ávidos de cliffhangers. Y no, la excusa del "bueno, si no ves una serie ahora la puedes ver en el futuro cuando te apetezca porque ésta no va a desaparecer" es una gran mentira porque en la cultura de series que vivimos inmersos actualmente, y con la rapidez que cada mes se renueva la oferta de productos audiovisuales de cada plataforma, si tardas más de un mes en ver un estreno y comentarlo con tus colegas ESTÁS PUTAMENTE MUERTO SOCIALMENTE. Así que, si no contamos con las próximas temporadas de Juego de tronos o Stranger things y con el estreno de (Dis)Enchanted, el listado de series pendientes que tengo apuntadas (tanto porque me apetezca verlas como porque me las hayan recomendado) es, sencillamente, aterrador:

Angie Tribeca T2-3 ( 10, 10 episodios x 30 minutos = 600 minutos)
Ash vs Evil dead (30 episodios x 30 minutos = 900 minutos)
Big little lies T1 (7 episodios x 60 minutos = 420 minutos)
Bojack Horseman T1-5 (48 episodios x 25 minutos =1.200 minutos)
Daredevil T2 (13 episodios x 54 minutos = 702 minutos)
El cuento de la criada T1-2 (10, 10 episodios x 50 minutos = 1.000 minutos)
El día de mañana (6 episodios x 60 minutos = 360 minutos)
El ministerio del tiempo T2-3 (26 episodios x 70 minutos = 1.820 minutos)
Futurama T7 (26 episodios x 20 minutos = 520 minutos)
Homeland T1-6 (84 episodios x 55 minutos = 4620 minutos)
La casa de papel T2 (6 episodios x 50 minutos = 300 minutos)
La peste T1 (12 episodios x 50 minutos = 600 minutos)
La zona (9 episodios x 60 minutos = 540 minutos)
Los Defensores T1 (8 episodios x 50 minutos = 400 minutos)
Los Soprano T1-6 (86 episodios x 55 minutos = 4730 minutos)
Love T1-3 (34 episodios x 50 minutos = 1.700 minutos)
Merlí T1-3 (40 episodios x 60 minutos = 2400 minutos)
Mr. Robot T2-3 (12, 10 episodios x 50 minutos = 1.100 minutos)
Outlander T1-5 (67 episodios x 60 minutos = 4.020 minutos)
Parks and recreation T2-7 (24 + 16 + 22 + 22 + 22 + 13 episodios x 20 minutos = 2.280 minutos)
Rick & Morty T3 (10 episodios x 20 minutos = 200 minutos)
Rupaul's drag race T2-10 (12, 16, 14, 14, 14, 14, 10, 14, 14 episodios x 45 minutos = 5.490 mins)
Santa Clarita diet T1-2 (20 episodios x 30 minutos = 600 minutos)
sense8 (23 episodios x 60 minutos + finale 152 minutos = 1.532 minutos)
The americans T1-6 (75 episodios x 44 minutos = 3.300 minutos)
The end of the fucking world T1 (8 episodios x 25 minutos = 200 minutos)
The leftovers T1-3 (10, 10, 8 episodios x 60 minutos = 1.680 minutos)
The man in the high castle (20 episodios x 60 minutos = 1.200 minutos)
The office T2-9 ( 22, 23, 14, 26, 26, 24, 24, 23 episodios x 22 minutos = 4.004 minutos)
The strain T1-4 (13, 13, 10, 10 episodios x 43 minutos = 1.978 minutos)
The terror T1 (10 episodios x 45 minutos = 450 minutos)
The wire T2-5 (12, 12, 13, 10 episodios x 60 minutos = 2.820 minutos)
Twin Peaks T2-3 + pelicula (93 minutos + (22 episodios x 45 minutos) + (18 episodios x 60 minutos) + 135 minutos = 2.298 minutos)
Westworld T2 (10 episodios x 60 minutos = 600 minutos)

Total de minutos: 56.564
En horas: 942,7

Y teniendo en cuenta que al día echo una media de 7 horas durmiendo y 8 trabajando (los fines de semana también trabajo, aunque no me paguen), eso hace que me queden al día, hora arriba hora abajo, 9 horas libres, Si no contamos el tiempo que paro para comer, cagar o follar y suponiendo que no hiciese otra puta cosa al día que no fuera ver series, necesitaría nada menos que 104 DÍAS, ESTO ES, MÁS DE TRES MESES PARA VERME TODAS LAS PUTAS SERIES QUE TENGO PENDIENTES. Una absoluta locura.

Así que, amigos y amigas, desde el cariño, os pido por favor que como mínimo hasta diciembre no me volváis a decir esa tan manida frase de "esta serie es la caña, tienes que ver esta serie, ya tardas en ver esta serie" porque ya bastante saturado estoy... aunque, por otro lado y ahora que lo pienso fríamente, eso me obligaría a hablar con la gente de otros temas de conversación como, por ejemplo, su vida personal, la familia, y cosas así. Estooo... ¿qué serie del listado que puse antes decís que me recomendáis, entonces?



PD: Este domingo se cumplen 12 años del primer post del Mierdiario... y la sorpresa que tengo preparada para celebrarlo tal vez no sea la que el blog merece, pero sí es la que el blog necesita.

domingo, 29 de julio de 2018

Taxi drivers


Ea, la toco y me voy, que no quiero ganarme también el odio del gremio de taxistas y menos aún del de alguien tan respetable como Peseto Loco (anoche tuve que recorrerme medio Madrid a pie porque no hubo huevos de llamar a un Cabify). Aunque una cosa también quiero decir: pese a las animaladas que puedan llegar a cometer TODAS Y CADA UNA DE LAS VECES que hacen alguna movilización (este vídeo es terrorífico), pensad que una cosa no quita la otra y que igual sí que puedan llevar algo de razón en sus protestas...

PD: Sólo comentaré una cosa sobre lo de Juana Rivas, que tengo el demagómetro estos días echando humo e ir todo el rato contracorriente acaba cansando: el PSOE ya está hablando, con la sentencia aún caliente (sin esperar ni tan siquiera a la apelación que, no lo olvidemos, incluso podría absolverla) y a que ésta es clara y meridiana en todas sus argumentaciones, de concederle un indulto. ¿Por qué? Pues por el imperativo legal del QUE TE JODAN, por eso. No dejes que la verdad te estropee una buena historia, supongo.

jueves, 26 de julio de 2018

Californication


Para que luego digan algunos que los inmigrantes no muestran interés por la cultura del país que les acoge. Por cierto, Pedro, que si este finde no tienes plan podías pasarte un poco por Ceuta, Melilla o Cádiz para saludar. Sugerencia, namás.

PD: Raperos españoles quejándose de "apropiación cultural" ante los últimos singles "agitanaos" de Rosalía. Repito: RAPEROS. ESPAÑOLES.

sábado, 21 de julio de 2018

Tiene bigotes la cosa


Bueno, pues definitivamente parece que los bigotes vuelven a estar de moda aunque, por desgracia, sean los bigotes equivocados. Freddie, Groucho, Labordeta... ay, cuánto se os echa de menos.

PD: ¡Atención, Google! ¡Pablo Casado, PP, James Gunn, Disney, Social Justice Warriors (of the Galaxy)! Sinceramente me la suda que este post se acabe volviendo viral, no tengo previsto trabajar para Disney en particular ni hacer nada trascendente con mi vida en general en los próximos 50 años.

viernes, 20 de julio de 2018

"Tú me completas"

El doctor Cavadas devuelve la esperanza a un joven que estaba “partido en dos”
El cirujano usa el hueso del peroné de un guatemalteco para unir la columna vertebral y la pelvis (noticia en El País)


Y es que no todos los héroes llevan capa, pero sí que muchos de ellos llevan bata. A ver cuándo este país decide hacerle al doctor Pedro Cavadas y a su equipo, estos putos superhéroes de la vida real, el homenaje que se merecen en vez de estar todo el día hablando de los Cristianos, Bárcenas o Puigdemonts de turno. Aunque mucho me temo que ni en eso vamos a ponernos todos de acuerdo por una vez.

PD: Como digo una cosa digo la otra, y es que ya iba siendo hora de que el mundo nos diera a Jeff Goldblum y, por extensión, a un servidor el reconocimiento que tanto nos merecíamos. Oh, Jeff, criatura sexy.

lunes, 16 de julio de 2018

Closer to god


No sé si era una prueba divina el hecho de poner en la misma puta ciudad y el mismo puto día, por un lado, a mi banda favorita ever, Iron Maiden, tocando en nada menos que el estadio de mi equipo de fútbol y, por otro, a mi segunda y tercera banda favoritas ever, Nine Inch Nails y Queens of the stone age, tocando en mi querido (pese a todo) Mad Cool. Me río yo de las decisiones de Salomón y Sophie, vaya. El caso es que en esta final del mundial por mi corazoncito musical me decanté por los buenos de Trent y Josh el lugar de por Eddie... y he de decir que es una de las mejores decisiones que he tomado en mi vida.

Cómo vibré, cómo sonreí, cómo di codazos, cómo recibí codazos, cómo canté, cómo solté adrenalina, cómo mil recuerdos (lejanos y recientes) vinieron a mi memoria... cómo me emocioné, en definitiva, que es de eso de lo que va la música. QOTSA y NIN se marcaron dos absolutos conciertazos: poderosos, viscerales (me alucina ver cómo Trent sigue llorando cada vez que canta Hurt 24 años después de componerla), incluso por momentos bailables (Feet don't fail me!) y ambos de una calidad musical incontestable. No creo que los días de una vida en los que uno se sienta verdaderamente feliz se puedan contar con la mano. Yo, desde luego, incluiré entre ellos para siempre el sábado 14 de julio de 2018.

PD 1: Iba a haber subido alguno de los 14 millones de vídeos que hice (jugándome la vida, of course) pero pa qué hacerlo cuando mis amiguetes de La 2 ya hicieron el trabajo sucio por mí: en este enlace tenéis el concierto íntegro de Queens of the stone age y en este el de NIN. De nada, chatines.

PD 2: Del resto del Mad Cool, destacar los conciertazos de Pearl Jam, Franz Ferdinand y At the drive in (puto loco Cedric), todas las grandísimas compañías que tuve (tanto las fijas como las efímeras, y tanto las de conocidos como las de -hasta entonces- desconocidos), que el segundo día se me llenó la garganta de placas y aún así aguanté ahí como un campeón (¡Espartanos, aú, aú, aú!), que el caos de las entradas del primer día y las colas interminables en las barras y los baños, al menos por mi parte, no los vi por ningún lado (
ay amigo, si no bebes cerveza después no tienes que ir al baño) y que la relación de Vero con los sucesos extraños que continuamente suceden en este festival empieza a ser ciertamente inquietante. El año que viene se cae la noria fijo.

PD 3: Me da pena por Croacia pero, seamos sinceros: la posibilidad de ver a Griezmann levantando el Balón de Oro en el Wanda Metropolitano me pone ciertamente palote. De momento, por lo menos, ya ha roto su gafe con los penaltys en finales de selecciones que veo por la tele junto a Ernesto. Antoine, el futuro es tuyo. Ssssiiiiuuuu.

jueves, 12 de julio de 2018

La Batalla de Valdebebas


3 días, 100.000 metros cuadrados, 240.000 personas, 121 actuaciones, 37 años en el cuerpo. Mad Cool 2018, mi mayor reto festivalero ever. Si no salgo de ésta, contad lo que fui. Con lenguaje inclusivo, por supuesto.

PD 1: Croacia, un país de poco más de 4 millones de habitantes con un mérito terrible y un fútbol envidiable, contra Francia, el país que perdió ante su propia afición la última Eurocopa y el único de los grandes favoritos que no ha decepcionado en Rusia (excepto cuando lo de Napoleón). Modric, un crack que lleva años a la sombra de galácticos y que ya se va mereciendo un reconocimiento individual, contra Griezmann, el líder galo, el llamado a ser sucesor de Cristiano y Messi y el que puede ser, por primera vez en la historia, primer atlético en ganar un Balón de Oro. Gane quien gane el Mundial este domingo, en ambos casos sentiría que el fútbol ha hecho justicia.

PD 2: El otro día me puse a ver el 1x01 de Paquita Salas y saqué cuatro conclusiones: 1) no entiendo cómo le puede gustar a tanta gente; 2) lo mismo pensé de La llamada; 3) creo que jamás me gustará nada que hayan hecho Los Javis, y 4) si quieres ver un buen mockumentary ambientado en una oficina en la que hay un jefe con delirios de grandeza y unos subordinados extravagantes, pasa de mierdas y vete directamente a ver The Office o Parks and Recreation. He escogido esta última y llevo toda la semana enganchao.

miércoles, 11 de julio de 2018

Enemigo mío


Joder, por fin, nueve años esperando este día. Al César lo que es del César, y Cristiano Ronaldo ha sido, probablemente, el mejor delantero de la historia de la Liga y todo su egocentrismo, sus provocaciones y su nulo sentido del ridículo han sido compensados con creces por su talento, su competitividad y su ansia enfermiza de superación. Porque, por muchos odios que haya despertado (doy fe de ello), conseguir arrebatarle 5 balones de oro al mejor jugador de la historia y obligarle cada año a superar sus propios límites cuando lo fácil hubiera sido rendirse ante la evidencia es una actitud, esta sí, digna de enseñar en las escuelas.

Así que las cosas como son: yo, atlético, me alegro de perder de vista de una puta vez a mi enemigo deportivo Cristiano Ronaldo... aunque, lo admito, una pequeñísima parte de mi probablemente sí que le echará de menos. Igual que le echará de menos la liga española. Y Hacienda. Y Florentino. Y, tenedlo por seguro, Messi.


PD: ¿Que qué opino de este despropósito que planea el gobierno? Mejor me lo callo, aunque sí que diré una cosa: las mudas lo van a tener jodidísimo a partir de ahora.

lunes, 9 de julio de 2018

Al rojo vivo


Dales duro, asturianu. Porque igual que el Barcelona necesitaba un timón firme para surcar las turbias aguas del posguardiolismo, La Roja necesita alguien con las ideas claras para hacer evolucionar el tiki-taka que tantos éxitos nos ha dado pero que hoy, por desgracia, es una caricatura de lo fue. Así que, Lucho, mucha suerte en tu nueva andadura (por la cuenta que nos trae) y ojalá puedas ser nuestro nuevo Luis... y no nuestro nuevo Clemente, que tampoco lo deberíamos descartar.

PD: Ya me ha costado algún debate pero lo volveré a repetir porque, entre otras cosas, necesitaba una postdata: pese a que no son santo de mi devoción, me parece fatal que en la cabalgata del orgullo gay ("Ames a quien ames, Madrid te ama" era el lema) hubiera una buena parte de los asistentes que abuchease la carroza de Ciudadanos simplemente por el mero hecho de ser de derechas cuando, al menos a grandes rasgos, nunca se han manifestado en contra ni del matrimonio gay, ni de las adopciones ni de ninguna forma de discriminación hacia ese colectivo como sí hizo en su día el PP. Extraño concepto de la tolerancia es ése que convierte en parias a los que no piensen exactamente igual que tú.
 
input.btnocultar { background:#586064 url('http://tudireccionporfavor.com/codigo.png') no-repeat 2px; color: #0099CC; font-size: 13px; font-weight:bold; padding-left: 15px; margin-bottom: 10px; }